viernes, 18 de diciembre de 2015

RASPBERRY KETONES. COMENTARIOS Y OPINIONES

Seguro que os acordaréis de la Cetona de Frambuesa. Como otros tantos productos para adelgazar y perder peso, tienen cierto recorrido entre los consumidores. Y tiempo después, al ver que es un timo dejan de venderlo. Y en este caso han optado por cambiarle el nombre: Raspberry Ketones. No se han matado con el nombre no... simplemente lo han traducido al inglés.
En su momento, ya habamos de la cetona de frambuesa. Y leyendo los comentarios y opiniones de los usuarios, vimos rápidamente que este producto no sirve para nada. Si las frambuesas son tan buenas como dicen, no hay problema, nos compramos las frambuesas en su estado natural, Ni en formato pastilla, con sus añadidos químicos ni nada. Mejor nos vamos a la frutería y nos compramos un buen puñado de frambuesas. ¿Lógico, no?
Está claro que la frambuesa en sí, no se puede patentar, así que hay que crear un producto con "mil mierdas", y con algo de natural (frambuesa), para venderlo a todo el mundo bajo el engaño de "pierda peso" o "adelgace de forma natural y sin esfuerzo".
Así que si sumamos los años que tiene la cetona de frambuesa y los que lleva ahora el Raspberry Ketones .

Webs que venden Raspberry Ketones

Si entramos en alguna web que vendan este producto (que cuesta unos 40-50 euros el bote), veremos que carece de cualquier estudio científico que medio nos diga las ventajas de dicho producto. Nos dicen que a parte de las frambuesas, tiene mango africano, acai, extracto de té verde, toronja, reveratrol, cafeína anhidra, vinagre de sidra de manzana (en polvo), kelp...o sea, todo productos "raros" y difíciles de encontrar. No vaya a ser que nos fabriquemos nosotros mismos las pastillas.
Eso sí, nos aclaran, lo realmente importante son las raspberry ketones. (¿que bien, eh?)

Nadie, a día de hoy, se podría creer que comiendo unas simples pastillas quemará más grasa. Ni aunque tengan frambuesas. Si realmente este alimento fuera "mágico", sería tan fácil como ir a la frutería y comprarlas e hincharse a ellas. Y nada más lejos de la realidad.
¿Quieres que te estafen?

No hay comentarios :

web clocks relojes para blogs
Contatore