martes, 17 de septiembre de 2013

¿HORNER REALMENTE SE DOPÓ?

No es normal que un ciclista de casi 42 años pueda aspirar a ganar una gran vuelta como la Vuelta Española. No es normal y más si tenemos en cuenta que esta, era la Vuelta más dura de los últimos tiempos.
Es el caso de Chris Horner. Para muchos era un auténtico desconocido (eso si, estuvo un par de veces rondando la décima posición en el Tour de Francia), pero es cuanto menos sospechoso que alguien que no haya ganando nada de cierta relevancia sí lo haga a los 41 años.
Podríamos pensar que a lo mejor entrena de una forma especial o bien come de forma totalmente diferente a los demás deportistas y de ahí su longevidad a alto nivel. Pero no.
Según él, come hamburguesas, pizzas y se hincha a pasta.
Este tipo de alimentación, sobretodo el abuso de hidratos refinados (pasta, pan, cereales...), hace que el páncreas tenga que liberar demasiada insulina y  tarde o temprano dicho órgano no sea tan eficiente. En casos extremos esto termina en diabetes, pero si no, lo que nos ocurre es que a medida que pasan los años, el páncreas simplemente no es tan eficiente en su tarea: transportar la glucosa a los músculos para así poder movernos a cierta intensidad. Y es por eso que a los 30-35 años los deportistas de élite bajan su rendimiento físico. Su páncreas ya no es tan eficiente, la glucosa no llega tan bien a los músculos y por un lado no rinden como antaño y por otro tiene mayor riesgo de lesión.
Por eso es tan sospechoso que un ciclista de 41 años y que se alimente como se alimenta pueda rendir de esta forma.
En las redes sociales la mayoría afirma que no se puede ir así sin estar dopado.
Veremos que dicen los controles...

No hay comentarios :

web clocks relojes para blogs
Contatore