viernes, 30 de septiembre de 2011

REEBOK PAGA UNA MULTA DE 25 MILLONES POR MENTIR



Al final ha caído Reebok. Obviamente no es la única, ni es la primera ni será la última, pero los consumidores tenemos derecho a saber cuando un producto es bueno o no. Si es bueno, que se publicite y se diga y si es malo, se puede optar por callar. Y punto.
Reebok aseguraba que andar con sus Easy One y Runtone, tonificaba las piernas y adelgazaba. Vamos, como las zapatillas Fitness Step o como la pulserita Power Balance que decía no sé que del equilibrio y de la fuerza.

Cada x tiempo van saliendo nuevos gadgets y productos de todo tipo que afirman que son la panacea. Normalmente mueren al cabo de cierto tiempo, porque no se puede engañar a todos los tontos todo el tiempo. Llega un punto que la "trampa" del producto queda al descubierto; Me puedo comprar estas zapatillas para ver si adelgazo, pero si no funcionan no las voy a recomendar a nadie ni me voy a comprar otro par cuando las que tengo se me estropeen.

Además en la era de las nuevas tecnologías y de los bloggers, los internautas han aprendido que tiene más valor la opinión de un ciudadano normal y corriendo que no un experto.
Me explico: ¿qué tiene más valor? ¿Que salga Josef Ajram o Kilian Jornet, cantando las cualidades de unas zapatillas o la opinión de un usuario anónimo en un blog?  Los primeros  se entienden que han cobrado y una persona con un poco de sentido común sabrá que no por ello las utilizarán. No es una opinión válida. En cambio la opinión de Pepito que sale cada día a correr y que no cobra por hablar de ello o aquello, nos miraremos su opinión con otro rasero. Además si el blog es bueno y visitado, otros usuarios añadirán sus opiniones con lo cual, el usuario que quiera comprarse esas zapatillas tendrás más o menos claro lo que hacer.

El problema está cuando la misma marca Reebok, o la que sea, paga para que ciertos bloggers hablen bien de un producto. Ya han visto que no es tan rentable pagar a una estrella del deporte , como ganarse el favor de miles y miles de bloggers que postean como hobbie y que saben que arrastran a muchos internautas y que su credibilidad está fuera de toda duda.

Evidentemente todo esto no es ético. Por dos motivos:

  • Por mentir
  • Por pagar a alguien que te haga publicidad encubierta. No si eso es legal, pero poco ético seguro.

Pero el juego es así. Reebok miente, gana más de 500 millones con estas zapatillas y paga una multa de 25. ¿Negocio redondo, no?

Fuente: El espectador

No hay comentarios :

web clocks relojes para blogs
Contatore